De nuevo surge una información que, desde que Mariano Rajoy fue seleccionado Delfín digital, se repite cada pocas semanas: el líder oficial del PP va a dar un giro al centro. Esta vez, nos informa El País (12 de noviembre de 2006), se trata de acercarse a CiU (sí, la coalición coautora del Estatut que iba a romper España e instaurar el totalitarismo en Cataluña) y no seguir insistiendo en mentirosas teorías de la conspiración sobre el 11-M. Ocurre que, como los que escuchaban reiteradamente gritar ‘que viene el lobo’ sin que éste apareciera nunca, debe de quedar ya poca gente dispuesta a creerse el enésimo giro al centro (con que giraran hacia una derecha democrática…).

Acaso, para cuando el grito sea sincero y Rajoy se haya decidido a dar realmente el tan cacareado giro al centro, ya se lo haya devorado alguno de los múltiples lobos que merodean su posición sin que nos hayamos creído que, esta vez, Mariano no estaba bromeando.