Hace un mesecito Tomás Gómez denunció la terrible pinza ejercida por IU al firmar un acuerdo sobre Cajamadrid con el Partido Popular. Sin entrar a discutir el acuerdo, que a unos gustará y a otros no, resulta chocante que hoy el PSM de Tomás Gómez se sume al mismo.

Recordemos:

Gómez ha advertido de que el pacto alcanzado por el PP e IU en Caja Madrid, no sólo perjudica a los madrileños, sino que “tampoco es bueno” para Izquierda Unida.

Se ve que muchos esperan que Izquierda Unida espere a que el PSOE decida y que entonces se haga lo que diga el señorito; que IU sea una sucursal colorada de la gente seria, que es el PSOE. E Incluso paternalistamente nos decían que no era bueno para IU; ahora seguramente ya lo es porque contamos con la bendición papal, es decir, del papá PSOE.

Espero escritos indignados de Luis Solana, de Vicente Clavero, de Nueva Tribuna y de tantos que vinieron a dar lecciones frente a esa falsa izquierda vendida a Esperanza Aguirre y a Cajamadrid; espero que digan ahora lo mismo del PSM y de Tomás Gómez; alguno se comerá un sapito disciplinadamente o explicará que luego nos extrañará que el PSM no gane elecciones ¿O es que ellos creen que las cosas son buenas o malas sólo en función de lo que diga y haga el PSOE?